El presidente de la RFEF detenido por la UCO

Ángel María Villar y su hijo, entre otros, detenidos por presunta administración desleal, apropiación indebida, corrupción entre particulares y falsedad documental en el marco de la Operación Soule.

Pablo Vázquez

El presidente de la RFEF detenido por la UCO
El presidente de la RFEF detenido por la UCO

Operación Soule. Así se llama la Operación Anticorrupción, ordenada y dirigida por el juez Santiago Pedraz del Juzgado de Instrucción Número Uno de la Audiencia Nacional y coordinado por la Fiscalía contra la Corrupción y la Criminalidad Organizada, que ha llevado a la Unidad Central Operativa, UCO, de la Guardia Civil a detener, esta mañana, al máximo mandatario de la Real Federación Española de Fútbol, Ángel María Villar, su hijo, Gorka Villar, el Vicepresidente Económico de la RFEF y Presidente de la Federación Tinerfeña de Fútbol, Juan Padrón, y el Secretario de la Federación Tinerfeña, Ramón Hernández. ¿El motivo de las detenciones? La supuesta administración desleal, apropiación indebida, corrupción entre particulares y falsedad documental.

Según informa la Guardia Civil en una nota de prensa, las investigaciones comenzaron a principios de 2016, cuando una denuncia del Consejo Superio de Deportes alertaba de presuntas contraprestaciones para la contratación de servicios y otras relaciones comerciales para el hijo del actual Presidente de la RFEF conseguidos gracias a la celebración de partidos amistosos de la Selección Española de Fútbol, y otras selecciones.

Hasta el momento, los partidos que están siendo investigados por la presunta corrupción de los detenidos son el España - Bosnia del 29 de mayo de 2016, que tuvo lugar en la ciudad de Sant Gallen, Suiza, y el España - Corea del Sur del 1 de junio de 2016, celebrado en Salzburgo, Austria.

El Ministro de Interior, Juan Ignacio Zoido, ha declarado que "las diligencias están decretadas con secreto de sumario y la UCO está cumpliendo las órdenes que emanan de la autoridad judicial, que les instan a las detenciones de varios implicados y sendos registros. Tenemos que esperar a que den cumplimiento a la mayor celeridad desde la UCO a todos los requerimientos del juez".

Según las últimas informaciones a las que ha tenido acceso el diario El País, la UCO dispone de escuchas de los teléfonos de los detenidos desde hace tres meses, con grabaciones en las que se revelan los presuntos amaños y connivencias lucrativas de Ángel María Villar y su hijo Gorka