El mundo del fútbol se pone en contra de Bonucci

El capitán de la Juventus ha sido criticado por no defender a su compañero Moise Kean.

Álvaro Jiménez de Blas

El mundo del fútbol se pone en contra de Bonucci
El mundo del fútbol se pone en contra de Bonucci

El capitán de la Juventus, Leonardo Bonucci, se ha visto envuelto de lleno en el caso de racismo que vivió su compañero Moise Kean este martes en Cagliari.

Durante todo el encuentro, el delantero del conjunto italiano Moise Kean recibió una serie de comentarios racistas de parte de los ultras del Cagliari que han dado la vuelta al mundo.

En un momento dado del partido, Moise Kean marcó uno de los goles de su equipo y decidió celebrarlo acercándose a la grada de los ultras y plantándoles cara.

Bonucci intentó mediar en el asunto tras el partido pero acabó ganándose las criticas del mundo del fútbol. "Hubo un 'buu' racista después de la celebración. La culpa está repartida al 50%. Kean estaba equivocado y la curva estaba equivocada".

El delantero italiano Mario Balotelli ha sido el primero en atizar al capitán de la Juventus. "Dile a Bonucci que su suerte es que yo no estaba allí. En lugar de defenderte, ¿qué hace? Estoy sorprendido, lo juro", escribió en el Instagram de Kean.

El jugador del Manchester City Raheem Sterling también mostró su enfado con el defensa central de la Juventus. "¿Culpa al 50-50? Solo nos queda reírnos".

Yayá Touré no se mordió la lengua y le dedicó un contundente mensaje a Bonucci por sus declaraciones. "Para mí, no hay nada peor en el fútbol que tener un compañero de equipo que te ataque".

Ante tantas críticas, Leonardo Bonucci ha emitido un comunicado en el que ha aclarado sus palabras tras el partido del pasado martes que terminó con victoria de la Juventus (0-2).

"Después de 24 horas quiero aclarar lo que dije. Hablé al final del partido y me expresé de una manera obviamente demasiado apresurada, que fue malinterpretada sobre un tema por el cual hemos estado luchando durante años. Condeno todas las formas de racismo y discriminación. Ciertas actitudes son siempre injustificables y no puede haber malentendidos sobre esto", ha explicado.